montaje - de continuidad - relaciones espaciales

emparejamiento - de mirada

 

(extracto 01) La ventana indiscreta

El extracto 02 de La ventana indiscreta (1963) de Alfred Hitchcock ilustra un uso especial de emparejamiento del eje de mirada. En el extracto 01 vemos al fotógrafo protagonista mirando por el teleobjetivo de su cámara, y luego vemos lo que él está viendo, un hombre limpiando la pared del baño. Éste, entre otros detalles, le llevan a cavilar que el vecino puede haber asesinado a su desaparecida mujer. Su acto de limpiar la pared del baño quizás no sea una mera especulación y que esté limpiando las huellas del crimen. Éste lo confirmarán más adelante, junto con otras pruebas, una que tiene un cariz especial y tiene que ver con el emparejamiento del eje de mirada (extracto 02).

En busca de más pruebas, la novia del fotógrafo va a husmear en el piso del asesino poco después de que él salga; sin embargo, cuando está dentro, es descubierta al éste regresar repentinamente. La policía, alertada por su novio, llega en su ayuda. A la intrusa, no obstante, le dio tiempo a encontrar el anillo de casada de la mujer desaparecida y de espaldas a su novio, se lo muestra orgullosa a su teleobjetivo; esta alianza despeja algún interrogante y todo podía quedar en meras especulaciones si no fuera porque, al percibir como ella muestra furtivamente el anillo al teleobjetivo de su novio al otro lado del patio, el supuesto asesino empareja en esa dirección su mirada. Vemos entonces, proporcionado por este emparejamiento del eje de mirada hacia el teleobjetivo, un primer plano de su rostro estupefacto al darse cuenta que ha sido espiado. Su incontenible expresión de su rostro no sólo le delata sino que además percibimos que nos encara de forma vengativa o justiciera como si tuviésemos que ser castigados: ¿por habernos entrometido de la forma en como lo hemos hecho en su vida privada?

(extracto 02) La ventana indiscreta

Estación Central de Brasil

En Estación Central de Brasil (1998) de Walter Salles, el personaje principal mira a un punto fuera del andén, en este caso casi directamente hacia la cámara y en el plano siguiente vemos, aproximadamente desde su punto de vista, lo que ella está mirando: al niño que acaba de perder a su madre y con el que se resiste a establecer amparo. Este emparejamiento de mirada es una de las formas en las que el montaje mantiene una continuidad espacial de un plano al siguiente por emparejamiento de mirada.